Metamorfosis en Sevilla

Diciembre, una victoria y nueve derrotas, no se podía esperar este giro de 180º, de último clasificado a mirar con tranquilidad el descenso y aspirar a puestos de gloria, Sevilla, tierra de cambios.

Clara metamorfosis la sucedida en Sevilla. El conjunto dirigido por Aíto García Reneses empezó la temporada de forma terrible, a lo largo de las diez primeras jornadas de Liga Endesa, solo tenía en su casillero una victoria por nueve derrotas. Este paupérrimo bagaje les situaba en la zona crítica de la liga, ocupaba la última posición y se discutía la mayoría de decisiones tomadas.

Satoransky parecía ser el único capaz de demostrar su valúa en un conjunto donde las incorporaciones no respondían como se esperaba, Holland Asbury tan solo mostraban destellos de su juego, y los jóvenes, en consecuencia, no podían disponer de los minutos que Aítoles querría ofrecer. No podemos olvidar, que el conjunto también competía en Europa, y les podía estar pasando factura, falta de experiencia y desgaste físico, fundamental.

Decimoprimera jornada de Liga, viaje a Bilbao, pista complicada, pero con una sorpresa, Latavious Williamsque abandonaba tierras germánicas  y volvía a España tras su paso por Badalona. Esta incorporación era el revulsivo necesario para que los sevillanos diesen el cambio de chip necesario para conseguir sus objetivos iniciales. Siguiente jornada, nueva incorporación, Rod Blakney, nueva victoria. Las incorporaciones habían conseguido un doble efecto; implicación y motivación. La confianza había vuelto, el equipo creía, el entrenador también, pero lo más importante, la afición creía en la remontada. Buenos partidos, mejores resultados en partidos importantes y el descenso ya no era su hábitat.

Rod Blakney es otro de los fichajes de Cajasol hechos durante esta temporada. Foto: Berni Pérez

Rod Blakney es otro de los fichajes de Cajasol hechos durante esta temporada.

FOTO © Berni Pérez

Los fichajes resultaron vitales, pero no todo fue cosa de ellos. Las estadísticas son claras, en los últimos 11 partidos la media de valoración del equipo ha subido en 25 puntos, quedando en un notable 85, y la media de puntos por partido ha pasado de 65 a 78. Otro porqué de este cambio lo encontramos en la eliminación en Eurocup, buenas sensaciones que no se transformaron en resultados. Una buena imagen en Europa y una mejor en España están permitiendo a Cajasol subir en la tabla de clasificación hasta una teórica plaza cómoda, lejos del descenso, a cuatro derrotas concretamente, estando así a la misma diferencia de un punto negativo que de las plazas de playoff.

A pesar de la lesión de Latavious Williams la buena imagen del conjunto sigue en pie, otros jugadores están dando el paso necesario, el que se esperaba de ellos, como Holland, el que debía ser un referente empieza a ser aquel que debía ser. La transformación del conjunto se confirma en dos partidos, el ya mencionado ante Uxue Bilbao, pero sobre todo, en la última jornada, donde se consiguió la victoria ante Asefa Estudiantes, 4 jugadores con 10 puntos o más, solo dos jugadores por debajo de los 10 puntos de valoración, por un total de 103 de los mismos.

El cambio se ha realizado, los resultados llegan. El equipo ha madurado, todos suman por un objetivo, y ahora ya solo se puede seguir mirando hacia arriba.

@amicdeporcs_CAT 

Anuncis

Quant a luffo12

Un petit espai d'un jove que busca expressar allò que li ve de gust tal i com raja.
Aquesta entrada s'ha publicat en Basket, Encancha i etiquetada amb , , . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

w

S'està connectant a %s